En la seccional en San Gil de la Cámara de Comercio de Bucaramanga se llevó a cabo la socialización de un informe de la veeduría que está llevando a cabo esta entidad a las obras de la vía San Gil – Charalá Límites y a las del aeropuerto Los Pozos, jornada a la que asistieron empresarios y autoridades de la capital Guanentina. En el balance se evidenció que las obras de la vía hacia Charalá cuentan con 96% de ejecución y que podrían ser entregadas el próximo 25 de marzo, teniendo un presupuesto de 177 mil millones de pesos. El ejecutivo de infraestructura de la entidad, Andrés Felipe Galarza Laiton, precisó que la meta física inicial fue modificada, pues en un principio se contemplaba que se rehabilitaran 10 kilómetros desde Charalá hasta Límites pero no fue posible por la presencia de puntos críticos en los kilómetros 18, 19 y 24 que retrasaron los trabajos y además no hay los recursos para atenderlos, indicó el funcionario. Asimismo, el ejecutivo aseguró que falta que el contratista entregue el informe de la gestión predial para que la Gobernación de Santander haga los pagos por la venta de los predios, rubro que está por cerca de 7 mil millones de pesos.

En cuanto a la obras en el aeropuerto, Galarza Laiton manifestó que ya se hizo el primer adicional de recursos y que se han presentado algunas demoras por la ampliación de la pista y porque se necesitaba el aval de la Corporación Autónoma Regional de Santander para un permiso forestal, el cual fue concedido hasta la semana pasada. La ejecución del proyecto podría polongarse por 3 o 4 meses más, es decir, que podrían estarse entregando en el mes de junio, de acuerdo a lo expuesto en la socialización. Asimismo, se dijo que el presupuesto para este proyecto asciende a los 3 mil 500 millones de pesos, sin contar con los 7 mil destinados para pavimentación de la vía, los cuales fueron asignados por la Gobernación de Santander.