En un puesto de control que la Seccional de Tránsito y Transporte de Santander realizó en la vía que de Barbosa conduce hacia el municipio de Bucaramanga, la Policía Nacional logró la incautación de cerca de 7 toneladas de pescado que estaban siendo transportadas en un vehículo tipo furgón, siendo despachadas desde la ciudad de Villavicencio y teniendo como destino la capital santandereana. De acuerdo con el jefe seccional de Tránsito y Transporte del Departamento de Policía de Santander, mayor Edwin Fabián Angarita Ortiz, al momento de verificar la documentación requerida para la movilización de este tipo de alimentos, se evidenció que no contaban con los permisos requeridos por la ley para el transporte y manipulación de los mismos por parte de las personas que lo transportaban. Por esta razón la autoridades procedieron a realizar la incautación de estos alimentos y dejarlos a disposición de la autoridad de saneamiento del municipio del municipio de Oiba, para que se le diera el respectivo tratamiento y se evaluara si presentaban algún tipo de descomposición o alteración en los registros fitosanitarios que llegaran a afectar la salud de las personas que lleguen a consumirlo. El oficial invitó a la comunidad a denunciar, a través de la línea 123, cualquier tipo de irregularidad que puedan observar en la manipulación de alimentos y que sean comercializados en cada uno de sus municipios y que puedan atentar contra la salud e integridad de las personas.