Hace un par de días se vino abajo una sección del hotel Marel ubicado en la zona de Montecarlo, sitio que desde el año anterior viene sufriendo por un enorme deslizamiento que además de afectar la calzada sobre la vía nacional que comunica a Bucaramanga con el centro del país, ha provocado serias averías a varios inmuebles ubicados sobre el talud, muchos de estos predios usados como establecimientos de hospedaje. En la actualidad en el lugar se llevan a cabo labores de mitigación con la construcción de un enorme muro de contención que implica la inversión de más de 5600 millones de pesos, obras que avanzan en un 20 por ciento y que esperan ser concluidas a finales del mes de Julio.